MERCEDES C 111

En el post anterior hice una breve mención al hecho de que no fue solo Mazda quien utilizó (y utiliza) el recurso motriz de los motores de ciclo rotativo tipo Wankel, sino que otras marcas, como Mercedes también lo hicieron en su momento. Y no es una invención mía. Existió el Mercedes rotativo!

Aquí lo tenéis, alguien no se lo creía? Lo de que Mercedes hizo sus pinitos con motores Rotativos? Pues sí, aquí está la prueba, aunque solo fuera un prototipo experimental que nunca viera la luz de la producción a la calle, El C 111 II (se hicieron 3 versiones diferentes!?) sirvió como laboratorio de pruebas de nuevos motores y recursos para Mercedes durante más de 10 años!?

La primera versión, el de la derecha en la foto de arriba, solo tuvo 6 meses de vida, por lo que ni la mencionaremos más que en este momento, sin embargo la segunda versión, los otros dos, tuvieron mucha más vida y dos motorizaciones diferentes: un Motor rotativo de 3 rotores que desarrollaba la nada despreciable cifra de 280 CVs, y que  rodó en la década de 1960!? Y luego la segunda motorización, que era un Motor rotativo de 4 rotores y la increíble cifra de 365 CVs!

Mercedes obturo unas cifras de velocidad impensables para la época gracias a estas motorizaciones. Alcanzando los 260 Km/h la versión de 3 rotores y más de 300 Km/h la de 4 rotores! Cifras nada despreciables para la época. Aunque a costa de unos consumos de combustible desmesurados y completamente irreducibles para Mercedes, no tardaron en descartar los motores tipo Wankel, sustituyéndolo, primero, por un motor turbodiesel e intercooler de 190 CVs. De repente, en plena crisis del petroleo internacional, el objetivo ya no era la velocidad punta y la potencia, sino la reducción de consumo, con lo que Mercedes desistió en la elaboración y progreso de los motores rotativos.

Mejor será ir situándonos en el tiempo y ver qué modelos tenía Mercedes en sus concesionarios a la venta.

El novedoso serie 180, a la izquierda, y el todopoderoso serie 600 a la derecha. Coches a la última en equipamiento, prestaciones, calidad y modernidad. Y, sin embargo, vetustos automóviles al lado del C 111.

Como ya comenté en el post anterior sobre el Mazda RX8, una de las particularidades del motor rotativo tipo Wankel es su compacto tamaño, reducido peso, y poco espacio necesario para su colocación. Eso les permitía a los diseñadores de Mercedes centrarse en buscar formas aerodinámicas que les permitieran alcanzar velocidades nunca antes imaginadas en un coche de calle. Podemos, así, apreciar, el bajísimo morro, redondeadas y estilizadas lineas laterales o de la zaga y una altura total muy reducida. Esto último, sin duda, debió de ser una de las razones por las que Mercedes adoptaría el recurso empleado en su anterior creación el Mercedes 300 SL, más conocido como “Gullwing”; las puertas tipo “ala de gaviota”.

Debido a lo bajo de la carrocería, resultaba muy incómodo acceder al habitáculo a través de las puertas laterales “convencionales” que usara la primera edición del C 111 rotativo. Así que para las siguientes ediciones o actualizaciones, introdujeron éste recurso que a la par que espectacular, también resultaba de lo más práctico y ergonómico, ya que facilitaba, y mucho, el acceso al pequeño interior. Eso le dio el carácter de deportividad y agresividad que le caracterizó.

Luego vendrían los recursos necesarios para ayudar a la mecánica a realizar su labor: las entradas y salidas de aire que tanto necesitan los motores rotativos, las luces, la zaga abierta en rejilla para la expulsión del aire caliente, etc…

En ésta última imagen podemos apreciar las dos enormes salidas de aire o protuberancias del capó delantero que conectaban el aire que entraba por la boca del morro, dirigiéndolo hacia arriba, deslizándose por el parabrisas del coche y ayudándolo a mantenerse en el suelo a altas velocidades. Y para no perder la pureza de lineas, podemos notar los intermitentes completamente integrados en la arista lateral entre la rueda delantera y la parte delantera de la carrocería. Aprovechando el ángulo creado entre el morro y el paso de rueda que permitía su visibilidad tanto de frente como de lado.

La impresionante zaga o parte trasera del C 111, a la vez que espectacular y agresiva reunía todos los recursos necesarios para ayudar a extraer todo el aire caliente que producía el motor Wankel. Sin embargo yo quiero anotar el hecho de la baja altura del capó motor. Se encuentra a la misma altura que la línea de cintura del resto del coche! Eso da una idea de lo bajo que iba colocado el cuatrirotor y, por consiguiente, del bajo centro de gravedad del coche y su evidente eficacia en pista.

Con todo, la carrocería del MB C 111 era muy ligera, compacta y aerodinámica, dejando, incluso, espacio para dos maleteros! Uno en el capó delantero y el otro situado por detrás del motor rotativo. Aunque, éste último desaparecería con la incorporación del motor diésel!?

Mercedes fue utilizando este prototipo, como ya hemos dicho al principio, como laboratorio de pruebas de varios recursos mecánicos y motrices. Pasando del uso de los sedientos motores rotativos, a un económico diésel que batiría innumerables récords de velocidad y consumo, hasta el punto de que cambiaran completamente la carrocería, carenando las ruedas e incorporando un enorme motor V8 biturbo que batiría el récord de velocidad máxima de la pista de pruebas Italiana de Nardó con la cifra de 403,978 Km/h!!

Así que,  lo que en un principio pretendía ser el estudio de un posible superdeportivo de la marca Mercedes para competir con el Lamborghini Miura, El Ferrari Dyno, etc… se fue convirtiendo en un eterno prototipo de pruebas hasta llegar a ser, por último, en un vehículo para alcanzar un récord de velocidad punta absoluta. Una lástima! Mercedes tenía una buena lista de espera de gente dispuesta a darles un cheque en blanco para poder adquirir el C 111 II con el motor rotativo de 4 rotores y 365 CVs! Hubiera sido un digno rival para las flechas italianas!! No creeis?

Si os apetece que escriba sobre algún automóvil en particular, no dudéis en dejarme un comentario sobre ese tema y muy gustosamente lo haré. Aprovecho para darle las gracias a Sergio Urrestarazu, que me sugirió escribir sobre el Mercedes C 111!!

Anuncios

Etiquetas: , , , , ,

About juancricar

CEO y Co-founder en www.mediacode.es y enamorado de los coches y vehículos de toda clase!

2 responses to “MERCEDES C 111”

  1. v says :

    Citroen también tuvo su experimento rotativo, en un gsa, que comercializó en pequeña serie y que tuvo graves problemas de fiabilidad.
    Algo parecido a lo que le ocurrió a NSU, con el fantastico RO 80.

    • juancricar says :

      Efectivamente, yo creo que la única marca de automóviles que ha sabido sacarle cierto rendimiento y fiabilidad a los motores rotativos ha sido Mazda. Y, sobretodo, en el RX8 que, a pesar de su elevado consumo de gasolina, permite un mantenimiento regular cada 20.000 Kms!? Y un uso intensivo del mismo. Conozco casos que han superado con holgura los 150.000 Kms y siguen “zoombando” con alegría. Ahora, eso si, hay que ser consciente de lo que se lleva y hay que hacer caso de las recomendaciones de uso de la marca. Si todos ya sabemos que un Diésel no se debe revolucionar en exceso nada más arrancarlo, un rotativo debe ser más mimado, si cabe, hasta que alcance su temperatura óptima de rendimiento y, nunca descuidar el aceite, ya que los rotativos combustionan una cierta cantidad de aceite mezclada con la gasolina, parecido a un motor dos tiempos. Sin embargo, con todo y con eso, el consumo de aceite es menor que algún diésel que conozco!?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: